Los cacahuetes también gritan

Mucho se dice acerca de que el cine español es un desastre, que solo se hace cine de bajo presupuesto y que solo hay uno o dos temas para las películas realizadas en nuestra tierra, pero la realidad no es exactamente así.

Ciertamente la gran mayor parte del cine español parece estar estancado todavía en la etapa del destape que comenzó poco antes de la “transición”, mostrando alguna teta y alguna crisis de sexualidad (al más puro estilo Almodovar), y en otro lado aparecen las películas que recuerdan más al capítulo de una serie de domingo por la noche que a un largometraje.

Pero no todo es así, y la prueba de ello son algunas producciones que a falta de una buena publicidad suelen pasar desapercibidas, y entre ellas podemos encontrar “Gritos en el Pasillo” del aún desconocido Juanjo Ramírez.

Gritos en el Pasillo es un largometraje de acción y terror, donde todos los personajes son cacahuetes… sí lo habéis leído bien, cacahuetes, esos frutos secos tan famosos. Pero no os dejéis engañar por algo como este, tras esa cascara que parece sacada de una serie de humor se esconde un gran argumento y una fabulosa interpretación.
La película en cuestión muestra un MANIcomio, donde los cacahuetes “caducados” permanecen recluidos, allí es donde envían al protagonista, un famoso dibujante de cuentos que ha sido contratado para decorar las paredes del tétrico edificio, pero lo que parecía una tarea fácil para el dibujante comienza a convertirse en un verdadero ataque contra su propia cordura.

Todos los escenarios de la película, su vocabulario y su forma de reaccionar, fueron adaptados al tamaño y términos que rodean a los cacahuetes, desde los perros, representados por nueces, hasta la forma de nombrar a diversos procedimientos ¿médicos? del MANIcomio.

La verdad es que resulta complicado intentar hablar de esta película sin entrar a revelar detalles importantes del argumento, pero resulta increible ver como con unos frutos secos se puede realizar una buena película de terror, al nivel de muchas que aparecen por los cines (y por encima de otras tantas).
Sin embargo, si algo ha ayudado a que esta película se muestre como es, fue gracias a la música de Andrés de la Torre y Javier López Vila; una banda sonora que al principio puede pasar desapercibida pero que llega a ganar tanto o más protagonismo que los propios cacahuetes.

La película se estrenó hace ya mucho tiempo, concretamente el 25 de Mayo de 2007, mostrándose en unos pocos cines durante escasas semanas y casi instantáneamente en DVD e internet previo pago.

La cuestión de porqué he hablado ahora de está película viene en parte a que abro un nuevo blog y en parte a que hace poco que MangaFilms empezó a distribuir a estos cacahuetes por varios centros comerciales de toda la península, de forma que pude adquirirla en DVD y así visualizar por fin el final alternativo (o más bien añadido) que describe lo que podría ser el comienzo de la más que probable continuación, que según el autor podría recibir el nombre de “Guardería de Medianoche”.

Para terminar os dejo con el que fuese uno de los trailers de tan brillante trabajo


Web oficial de Gritos en el Pasillo

Blog del autor

Anuncios

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: